Persiguiendo los sueños

Tras unos días de descanso en Semana Santa, retomamos la actividad  y, como no podía ser de otra manera, lo hago también en este blog.
Quiero seguir compartiendo con vosotros este espacio, tratando temas de la empresa y de la vida, y reflexionando en voz alta mientras espero que os sea de utilidad.

En el post de hoy quiero hablar de un pensamiento que me ha venido esta mañana. Todos conocemos esa famosa frase: “la esperanza es lo último que se pierde”. Cada vez que la oía de adolescente, no podía evitar esbozar una sonrisa y pensar: “Sí, lo último es la esperanza o el autobús, una de dos.”

Hoy he vuelto a leer una frase de Terri Guillemets: “Persigue tus pasiones y sueños como si fueran el último autobús de la noche”¿Os imagináis como sería eso?

perseguir-los-suec3b1os
¿Quién no se ha echado una buena carrera y ha dado todo de sí mismo al ver que perdía el último medio de transporte del día? ¿Quién no se ha esforzado para no llegar tarde o quedarse tirado en medio de ninguna parte? ¿Cuántas veces, de adolescentes, hemos corrido detrás de ese último autobús pensando “como lo pierda, mis padres me matan”?

¿Qué pasaría si, como dice la frase anterior, pusiéramos esas ganas y esa energía en nuestras pasiones y sueños? ¿Qué pasaría si lucháramos con todo lo que tenemos por lo que nos hace feliz?
Muchas veces dejamos pasar nuestros sueños como si hubiera “otro tren” dentro de 10 minutos. Muchas veces nos vemos envueltos en el día a día y olvidamos nuestras pasiones, nuestras ilusiones, nuestros objetivos.
El problema de esto no es sólo que no los logras, sino que además, te alejas de ellos.
Tony Robbins dice que sólo se desarrolla aquello en lo que pones el foco… Pero ahí no queda todo, el problema es que en un mundo tan dinámico como el de hoy, si no avanzas, retrocedes. Es como uno de esos globos de las películas estadounidenses que se van llenado con una manguera, si dejas de echarles agua vuelven a hacerse pequeños.

Las personas nos olvidamos de nuestros sueños y no los perseguimos como a ese último autobús. Dejamos que nuestras pasiones caigan fuera de nuestro foco y también les quitamos esfuerzo y dedicación.

Hagamos caso a Terri Guillemets y no nos olvidemos de eso que nos apasiona ni de nuestros sueños. No dejemos que el día a día nos lleve a ser conformistas o a no dar el 100% por lo que nos ilusiona y nos da vida.

Persigue tus sueños, persigue tus pasiones y súbete a ese “autobús” que te va llenar de vida y va lograr que alcances la mejor versión de ti mismo.

sueña

Anuncios